domingo, 7 de abril de 2013

La Britania romana y La Rebelión de Boudica. (Parte I)

Reina Boudica - John Opie
Imagen de libre uso.
Resulta difícil hoy en día el imaginarse a las islas británicas con una herencia cultural mayoritariamente latina. Y sin embargo, hubiese podido ser así, hubo una época en que la mayor parte del territorio llamado Britania, formó parte del Imperio Romano. Cuando los romanos comenzaron su expansión hacia el norte, guiados por Julio César, y conquistaron la Galia (hoy Francia) en el año 58 AC, comenzaron los roces con los britanos (celtas), quienes mantenían relaciones comerciales con los territorios conquistados. Ellos al sentir la presión militar romana, se dedicaron a estimular la rebelión de sus vecinos galos.


Julio César - Rimini Italia
Foto por Georges Jansoone 2006
De inmediato los romanos decidieron cruzar el estrecho que los separaba de las tierras insulares, y después de un fracaso, César logró su cometido de invadir Britania (54 AC). Contando con una fuerza militar bastante grande, desalojó a los que intentaron resistir, logrando llegar hasta el río Támesis, al sur de la isla. Pareciera que su intención fue meramente punitiva, ya que los romanos se retiraron sin dejar ningún puesto ni guarnición, quedando los britanos libres como habían sido hasta entonces, pero conociendo la dureza romana.


Mapa del mundo romano en el 50 AC después de la
conquista de la Galia
A pesar de todo, el progreso y la civilización de las tierras galas habían traído consecuencias beneficiosas desde el punto de vista económico para la Britania, por lo que empezaron a sentir una influencia civilizadora, se estaban "romanizando", sobre todo al sur de la isla, aunque seguían siendo independientes. 

Guerreros germanos
Las guerras civiles que sufrió Roma en esa época y las continuas amenazas de las tribus germánicas, que siempre presionaban en sus fronteras, contribuyeron a que esa independencia se mantuviera por varios años más.


Londinium - Alrededor del 41 DC - Futura Londres.
Ya en tiempos del imperio, luego de haber tenido aliados y hasta gobernantes títeres en las tierras británicas meridionales, los romanos hallaron la excusa y el momento para anexarse esos territorios. En el 41 DC se decidieron a conquistar la isla, enviando un ejército de cuarenta mil hombres; esta vez cruzaron  el Támesis, estableciendo un fuerte, haciendo efectivo su dominio militar. Dicho fuerte fue llamado Londinium, que con el tiempo daría origen a la ciudad de Londres.


Emperador Claudio 
El Emperador Claudio visitó la isla: aceptó la rendición de los caudillos de las tribus vencidas.  No pareció ser demasiado duro y cruel con ellos, digamos que estaba interesado en fomentar la "Pax Romana". La capital de la provincia se fijó en Camulodunum (hoy Colchester).

Roma continuó avanzando triunfal en las tierras de Britania, estableciendo fortines en cada nueva región dominada. Esto no quiere decir que no persistiesen tribus rebeldes, sobre todo hacia el norte, pero iban quedando cada vez más arrinconadas. La disciplina de las legiones romanas siempre les daría ventaja frente a los ejércitos britanos, que carecían de ella. 



Guerreros celtas contra los romanos
Por otra parte, el imperio permitía la existencia de líderes locales, con tal de que fueran aliados suyos. Lamentablemente, este sistema presentó graves fallas, debidas más que nada a la actuación abusiva de algunos gobernadores y funcionarios romanos. Esto dio origen a duros inconvenientes.

Boudica y sus hijas - Cardiff City Hall
Hacia el año 60 falleció el rey de una de esas tribus aliadas, los Icenos, establecidos al norte de la capital. En su testamento dejó al imperio una parte de su reino, tratando de salvar algo para su esposa Boudica e hijas. Al no quedar descendientes masculinos, el procurador romano desconoció ese testamento, y se apropió de todo, como si se tratara de un territorio conquistado. La protesta de los Icenos no se hizo esperar, encabezada por su reina, pero los romanos se excedieron en el uso de la fuerza, Boudica fue azotada y sus hijas fueron violadas por los soldados.

Reina Boudica por Chris Rawling
http://chrisrawlins.deviantart.com/art/Boudicca-99680234
Como era de esperar, esto encendió aun más la rebelión. La reina se puso al frente de su pueblo y de otras tribus vecinas, sin duda que con esos atropellos se despertó a un pueblo dormido y renacieron las ansias de libertad siempre presentes entre las tribus celtas. Así entraría en la historia Boudica, la reina guerrera. Como pasa tan a menudo, su historia está mezclada con la leyenda.

Boudica - Gourdon Napier
http://www.dashinvaine.co.uk/boudica%20page.htm
Los historiadores romanos que relataron estos hechos dejaron una descripción de la reina: era alta, de largos cabellos rojizos, voz áspera y mirada feroz. Siempre vestía túnicas multicolores, su origen era aristocrático y "poseía una inteligencia superior a la normalmente encontrada en las mujeres". No podemos culpar demasiado a los autores de este retrato, siempre es necesario colocarse dentro del contexto histórico, seguramente esa actitud machista era normal para su época y a pesar de la forma despectiva de expresarse, se ve que intentaron (de modo infeliz) hacer un elogio de Boudica, aun siendo enemiga de los romanos. 


Quema del templo de Claudio en Camulodunum - Peter Frost
Ella esperó a que el grueso del ejército romano se encontrara lejos, en sus campañas de conquista, y dirigió su ataque a la capital, Camulodunum, que se encontraba mal defendida; con una estrategia de "tierra arrasada" masacraron a la población y destruyeron la ciudad.  

Aquí parecieran ser evidentes dos aspectos:  1) Que la crueldad de los romanos desató el odio en un pueblo pacificado. 2) Es posible que los historiadores romanos exageraran lo de la violencia del ejército de Boudica, por lo menos, no parece probable que asesinaran indiscriminadamente a todos los habitantes de una ciudad. Según ellos, murieron unas setenta mil personas.

Boudica victoriosa - The Embankment
Luego derrotaron en una emboscada (única manera en que podían enfrentarse a las legiones romanas) a la infantería liderada por Quinto Petilio, futuro gobernador, quien solo pudo huir con su caballería, dejando sin auxilio a las ciudades amenazadas. Al enterarse el procurador, quien tenía la culpa de todo lo ocurrido, huyó para la Galia, lo más lejos posible. El gobernador Cayo Suetonio regresó para enfrentar la rebelión, pero no pudo evitar la pérdida de Londinium y Verulamium (hoy St. Albans), ambas ciudades fueron destruidas. Boudica y su ejército no pudieron o no supieron evitar una batalla formal, decisiva. Quizás animados por esos triunfos iniciales y por la superioridad numérica, no captaron que en los ataques sorpresivos y en las emboscadas estaba su mayor fortaleza.  

Formación romana en cuña
Así se encontraron en la llamada Batalla de Watling Street entre Londinium y Viroconium (hoy Wroxeter). Según los historiadores romanos éstos eran superados aproximadamente en cinco a uno por los rebeldes, pero si nos detenemos a ver, ella contaba con gente mal armada, teniendo hasta ancianos y niños entre sus filas. 

Luego daremos otra visita virtual a esta época de heroísmos y luchas desesperadas por la libertad. 

Boudica a la batalla

La presencia de los romanos en las islas británicas debería haber influido en la cultura y en su modo de vida, sin embargo, quedó muy poco de ellos, ¿por qué ocurrió esto? De haber sido mayor esa influencia latina, su historia hubiese tomado por caminos muy distintos a los que conocemos, es muy difícil imaginar cuan distinta pudo haber sido. ¿Cómo y por qué perderían los romanos esos territorios?

6 comentarios:

  1. Saludos desde Los Fuegos de Vesta. Acababa de publicar un documental sobre Boudica en mi grupo de facebook cuando he visto tu artículo. Con tu permiso, comparto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Laura, por su saludo y por compartir nuestro blog. Nos podrías dar tu enlace? al grupo de Facebook? y al documental?

      Podríamos hacer intercambio de links para ponerlo como páginas amigas.

      Gracias y que tenga un feliz día.

      Eliminar
  2. Claro, no hay ningún problema
    El enlace a mi blog es losfuegosdevesta.blogspot.com.es
    El enlace a mi grupo de facebook es https://www.facebook.com/groups/408729195875978/
    Y el enlace al documental de Boudicca es https://www.youtube.com/watch?v=MPrjnAA9Gpw
    Te he incluido entre los blog recomendados por Los Fuegos de Vesta. Me alegro de que hayas publicado ya la segunda parte. También la he compartido en facebook. Tienes un blog fantástico

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Laura. Tu blog también está estupendo.

      Como puedes ver, ya te agregamos en los enlaces amigos, y estamos seguros que compartiremos mucha más información.

      Un saludo!

      Eliminar
  3. Siempre interesantes tus historias. Bien vale la pena el esfuerzo y el tiempo dedicado a la investigación para darnos a conocer tales episodios. Se agradece. Felicitaciones y continúa publicando. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, trataremos de seguir agradándoles. Un abrazo!

      Eliminar